LAS CONSECUENCIAS DEL TRAUMA EN LA VIOLENCIA DE PAREJA


El trauma afecta de muchas maneras, a nivel físico, emocional

CUARTO ARTICULO 1 y psicológico. Dentro de ellas están: los secuestros, asaltos, muertes violentas,  violencia psicológica o física, abuso sexual, infidelidad, terremotos, accidentes, etc.


A continuación nombraremos las consecuencias de las experiencias y recuerdos dolorosos y  traumáticos:

  1. No conseguimos resolver adecuadamente los traumas

Cuando ocurre una situación de peligro hay tres maneras de responder: huir, luchar o congelarnos. En nuestro cerebro se queda “congelada” con el trauma, es decir a pesar que el peligro ya pasó, la persona se queda con un alto nivel de ansiedad, con la expectativa de que algo malo puede o nos va a suceder.

  1. Una de las cosas que el trauma nos quita es la capacidad de elegir.

El trauma acaba con esa capacidad de elección y la persona repite comportamientos destructivos.  Esto ocurre en los casos de violencia familiar que permanece con la mujer en una relación violenta a pesar de los maltratos. Habría que averiguar su historia personal y ver en qué momento esos recuerdos empezaron a congelarse.

  1. El trauma hace que creamos en mentiras sobre nosotros

Cuando ocurren experiencias traumáticas y no logramos “digerirla”, los recuerdos se quedan guardados no sólo con el dolor, sino también en muestra manera de pensar, sentir y se queda archivado en nuestro cerebro. Estos pensamientos suelen ser irracionales y falsos. Hay una parte dentro de nosotros que dice todo esto es mentira.

  1. El Trauma nos trae pensamientos obsesivos e intrusivos

No logramos dejar de pensar en el trauma a pesar de decirnos “no voy pensar en esto”, “voy a cambiar”, etc. Es difícil pelear con los pensamientos negativos o intrusivos. Esto de una u otra manera nos afecta, y muchas  veces no entendemos por qué cambiamos de humor, por qué nos sentimos triste sin motivo alguno.


COLLAGE


  1. Nuestra capacidad para el aprendizaje está bloqueada

Las personas no logran aprender fácilmente, no hay espacio cerebral y emocional para esto, porque la molestia es tan alto que impide poder aprender de la lección externa. Cuando se cura el trauma abrimos espacio para el aprendizaje. Cuando acuden a la terapia, y me cuentan su historia personal, y han recibido humillaciones, maltratos físicos o psicológicos, había desamparo, esto trae como consecuencia problemas en el rendimiento académico. Es tan alto el “ruido interno” que no permite un aprendizaje.

  1. Desarrollamos Conductas de Evitación

Las experiencias difíciles hacen que no queramos acercar a aquello que tememos. Por ejemplo si una persona tuvo un accidente grave en un taxi es probable que no quiera tomarlo nuevamente. El problema es cuando la conducta evasiva comienza a generalizarse y tratamos de evitar un número mayor de lugares, cosas o personas.

  1. El trauma genera más violencia

Las personas que han sufrido humillaciones, abusos, falta de cuidados es probable que sean mantengan ese tipo de vínculo con el otro. Sin embargo eso se puede sanar y rescatar la parte “OK” de nosotros.

Terminos de busqueda encontrados:

Deja un comentario